¿Es usted realmente apasionada?

Curiosidades 21 de octubre de 2020 Por WTF
Descubra cuales son las pasiones ocultas de su signo.
cantar-es-encantar_01296408_1280x720

A pesar de nuestra tendencia a relacionar la palabra pasión con la vehemencia sexual o emotiva, su significado es sin duda mucho más amplio. 

El hecho de que sepamos disfrutar del amor y del sexo no implica necesariamente que seamos apasionados y, a la vez, el serlo no nos convierte sin más en amantes de excepción.

Aries

La combinación entre el elemento de Fuego y la influencia de Marte, su planeta rector, convierte a Aries en uno de los signos más apasionados. La persona Aries se excita con facilidad y sucumbe rápidamente a la atracción de lo nuevo. 

Dada su Cardinalidad, los Aries suelen poner mucha energía en aquello que les interesa; sin embargo, se cansan fácilmente y pronto se han volcado en un nuevo asunto con la misma pasión que antes.

Esto hace de Aries un signo ardiente, aunque inestable y de paciencia escasa. ¡Si hace tiempo que no ve a un Aries, no se sorprenda al oír el recuento de sus últimas “pasiones”!

La política suele ser uno de los foros naturales del ariano, razón por la cual muchos políticos pertenecen a este signo. 

Tauro

Los Tauro dan una sensación general de placidez y despreocupación. Hay algo en ellos que transmite tranquilidad, y su paciencia es proverbial. Aunque no suelen expresarse con vehemencia acerca de sus ideas o intereses, son, sin perder la calma, perseverantes y tozudos. 

¡Quién diría, sin embargo, que bajo toda esa serenidad se esconde una naturaleza especialmente dotada para la pasión!

La pasión de Tauro es muy distinta e la de Aries, ya que tarda en ponerse en marcha. No obstante, una vez encendida la mecha, la estabilidad propia del signo contribuirá a prologar su duración para Tauro, la pasión se parece mas al hervor regular y progresivo de una buena tetera que al vertiginoso fulgor de un fuego de artificio. 

Géminis

El hecho de ser un elemento de Aire hace de Géminis un singo básicamente racional y distante. Por otro lado, su Mutabilidad le otorga gran facilidad para el cambio y sus intereses suelen variar de la noche a la mañana. Los Géminis suelen ser indecisos y poco constantes; de hecho, lo que más les estimula es el cambio.

Por eso no se considera al Géminis como un individuo especialmente apasionado, aun cuando su entusiasmo al comentarnos el último libro que ha leído o la película que acaba de ver parezca contradecir esta opinión. 

Los Géminis sienten pasión por la conversación. En efecto, la “comunicación”, ya sea oral o escrita o a través del viaje: físico, es el tema que más les apasiona y motiva. 

Cáncer

Los nacidos bajo este signo poseen una vida emotiva rica y variada y sus sentimientos son muy intensos. El Cáncer típico suele estar a merced de sus emociones, aunque puede intentar disfrazarlas para protegerse y dar una apariencia de calma y frialdad. 

Pero lo cierto es que las personas Cáncer se preocupan sinceramente por el bienestar de los demás, sobre todo si se trata de sus hijos, de amigos e incluso de cualquier conocido.

La seguridad es otro de los puntales de Cáncer. Los nacidos bajo este signo sienten la necesidad de contar con el sólido referente del hogar, y procurarán por todos los medios que sea cómodo, atractivo y cada vez más valioso.

Leo

Dada su pertenencia al signo de fuego y su estrecha vinculación con el Sol, cabría esperar que Leo fuese el más apasionado de los signos zodiacales. Y así es. En consonancia con su elemento, el ardor de Leo no se hace de rogar.

Las Leo responden rápida y sinceramente a las personas o situaciones que suscitan su interés; por otra parte, su característica Fija hace que sus pasiones, lejos de consumirse en un instante, resulten duraderas como las brasas. Se trata de uno de los signos más leales y categóricos del Zodíaco. 

Lo que más apasiona a los Leo es todo aquello que sea capaz de sensibilizar su cálido corazón o estimular su creatividad y sentido de la diversión, en especial si tiene que ver con gente joven. 

Virgo

Los Virgo no son de aquellos que destacan por su apasionamiento; al contrario, pueden dar una apariencia de frialdad, indiferencia y autocontención. Incluso cuando hay algo que les entusiasmo de verdad, expresarlo se les hace cuesta arriba. Por ello, tienden a ser bastante reservados y a guardar sus sentimientos muy dentro de sí.

¡Y aún así, los nacidos bajo este signo pueden llegar a ser terriblemente apasionados! Cuando un Virgo habla de aquello que les entusiasma, el fervor y la fogosidad con que lo hace resultan tanto más intensos por ser inesperados.

La pasión de los Virgo suele centrarse en los aspectos prácticos de la vida, como el trabajo, la necesidad de cuidado o la precisión y, en términos generales, en todo lo relativo a la salud, la forma física, la higiene y la curación.

Libra

El ser un signo de Aire quizá dé a Libra una apariencia serena, racional e indiferente, aunque éste es un signo capaz de albergar sentimientos de sorprendente intensidad, que expresará tarde o temprano dada su condición Cardinal. 

Los Libra tienden a inclinarse a uno y otro extremo de la balanza: si un día se muestran imperturbables, al día siguiente se despiertan cargados de emotividad. Por tanto, la pasión del Libra suele ser cambiante, inestable y, en ocasiones, poco consistentes. 

Libra, signo del compañerismo, esta regido por Venus, planeta del amor. Ello conduce a que sean las relaciones más personales e íntimas las que, tanto por atracción como por rechazo, desaten sus pasiones.

Escorpio

Escorpio es sin duda alguna uno de los signos más apasionados del Zodíaco, si no el que más. El elemento de agua le confiere una gran actividad emotiva que la cualidad Fija intensifica, mientras que la influencia de Marte y Plutón, el par planetario que rige a este signo, aviva su fuego y su ardor.

Los Escorpio pueden llegar a apasionarse por casi todo. Sus afectos y disgustos son extremadamente intensos y nunca harán algo a medias. Si aman, lo hacen con pasión, si odian, ponen en ello el mismo empeño.

Cuando algo, se trate de una persona o una idea, ha llegado al corazón de un Escorpio, éste le será apasionadamente leal. 

Sagitario

Tal como cuadra a todo signo de Fuego, los Sagitario son apasionados por naturaleza. Su insistente entusiasmo resulta contagioso y su impulsividad innata les insta a avanzar sin demasiadas trabas. 

Sin embargo, al pertenecer al grupo Mutable, las pasiones del Sagitario son intensas pero cambiantes, y suelen pasar de un gran entusiasmo a otro; carentes de persistencia, dejan a menudo proyectos inacabados y cambian de empleo como de camisa. 

Con frecuencia, la perspectiva de viajes o aventuras enciende la pasión de los Sagitario, si bien puede suceder todo lo contrario, sobre todo en caso de que sientan coartada su libertad de elección. Son hábiles y vehementes argumentadores y tienen gran facilidad para defender cualquier causa en la que crean fervientemente. 

Capricornio

Las personas nacidas bajo este signo saben esconder sus sentimientos, dando una impresión superficial de serenidad, eficacia y escasa emotividad. Pero si rasgamos la superficie descubriremos su temperamento apasionado. Puesto que pertenecen al elemento tierra, sus pasiones tienden a inclinarse hacia los aspectos prácticos de la existencia. 

Así, los Capricornio se entusiasmarán con todo aquello que afecte a sus sentidos más terrenales: la buena mesa y los vinos finos, la ropa de calidad, el sexo y, de todas las artes, la música en particular.

La pasión capricorniana se centra principalmente en la seguridad material y la pasión social. Tienen muy claro cuál ha de ser su lugar y a menudo invierten la mayor parte de su inagotable energía en alcanzarlo. 

Acuario

La pasión no suele ser uno de los atributos característicos de Acuario, que pasa por ser un signo frío y racional, rodeado por un universo de ideas abstractas e intenciones humanitarias. Aún así, y a pesar de que muchos Acuario se precian de su naturaleza distante y poco emotiva, la cualidad Fija del signo otorga una poderosa intensidad a sus sentimientos. 

Siendo un signo de Aire, Acuario se verá impulsado a actuar en defensa de principios e ideales, sobre todo si tienen que ver con la libertad y la independencia: los derechos humanos en general y los individualismos en particular. 

A los Acuario les preocupa mucho la libertad personal; “vive y deja vivir” es uno de sus principios rectores. Insisten en vivir la vida a su manera y saben respetar el derecho de los demás a hacer lo propio.

Piscis

Gracias a su carácter acuático, Piscis es un signo pletórico de sentimientos. Sin embargo, su condición Mutable hace que éstos lleguen y se marchen con tal rapidez que a duras penas puede decirse que se trate de un signo pasional. 

Sus emociones son demasiado variables, demasiado fluctuantes y frágiles como para desarrollarse sólida e intensamente. Ésta es la razón por la cual muchos Piscis parecen deambular por la vida sin una motivación o un interés específico, salvo, claro está, que reciban la influencia de otros, y más poderosos, factores del horóscopo. 

Las contribuciones mentales y racionales suelen dejar completamente fríos o los Piscis, que rara vez se sienten motivados por cuestiones prácticas o materiales. Son en cambio, muy sensibles a todo cuanto le llega al corazón o alimenta su imaginación, como un niño necesitado o un animal maltratado. 

WTF

Te puede interesar