Control estricto y excursiones controladas: así será viajar en un crucero en la era COVID

Actualidad 22 de septiembre de 2020 Por redacción WTF
A los pasajeros se les tomará la temperatura a diario y cuando lleguen a un destino de visita solo podrán desplazarse con la excursión del barco, sin ningún tipo de libertad. La pregunta ahora es ¿Quién pagará por un viaje así?
italia-dio-luz-verde-a___5ifDURLTW_720x0__1

El viaje en crucero, con el que soñamos hacer todos alguna vez en la vida, volverán con un formato de régimen militar. Habrá controles diarios de temperatura, distancia social y lo más importante: cada ciudad que se visite no podrá ser recorrida con libertad, sino con personal del crucero y por donde y como lo indiquen ellos.

Esta industria genera al año unos 45.6 mil millones de dólares y transporta 26 millones de personas cada doce meses, por lo que intenta de todas las formas volver y recuperarse.

El grupo Royal Caribbean junto a Norwegian Cruise Line Holdings (los dos mayores conglomerados de cruceros en el mundo) presentaron un proyecto al Centro de Control y Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC por sus siglas en inglés) con el nuevo protocolo para retomar la actividad. 

La pregunta es ahora quiénes se animarán a viajar en barco, con riesgo de quedar aislados por casos de COVID19, y si el viaje puede ser placentero con todos los controles que se aplicarán.

Primero, el pasajero deberán presentar un test de resultado negativo de coronavirus, más una declaración jurada, más un control médico exhaustivo para los mayores de 70.

Luego, cada vez que salgan de sus camarotes se les tomará la temperatura. Los barcos van a evacuar y repatriar en las paradas en distintas ciudades a quien presente usa líneas de temperatura.

En los puertos de visita, además de correrse el riesgo de no volver a subir al barco por temperatura, no se podrá recorrer la ciudad libremente.

El pasajero solo podrá desplazarse como en una burbuja, con  las excursiones que ofrezca la línea de cruceros. En esos recorridos habrá “minimo contacto” con locales y quienes hablen con algún local o se quieran sentar a tomar café no serán readmitidos en la nave. 

Te puede interesar